INJERTOSVEGETALES:
ANTECEDENTES :
El injerto se emplea para permitir el crecimiento de variedades de valor comercial en terrenos o circunstancias que les son desfavorables, aprovechando la mayor resistencia del pie usado, o para asegurarse que las características productivas de un ejemplar se mantienen inalteradas, frente a la dispersión genética que introduce la reproducción sexual. En el caso de híbridos de número cromosómico impar, que son estériles por naturaleza, la propagación vegetativa es la única manera de reproducción posible. Más raramente, el injerto se utiliza para unir más de una variedad en un mismo patrón, obteniendo así un único ejemplar que produce frutos o flores de varias características diferentes.

El injerto sólo es posible entre especies más o menos estrechamente relacionadas, puesto que de otro modo los tejidos resultan incompatibles y la conexión vascular necesaria para la supervivencia de la variedad no se realiza. Normalmente el límite está dado por la pertenencia a un mismo género, aunque existen excepciones; géneros estrechamente emparentados, como algunos de las rutáceas o las cucurbitáceas, pueden funcionar como pie para especies afines

essssss.jpg

EN LA ACTUALIDAD:

Hoy en día están de moda los injertos vegetales. Los científicos han hecho de las frutas una verdadera fiesta para los ojos. Un dicho vulgar dice que “No todo lo que brilla es oro”. Ese dicho es muy sabio.

Las frutas que son producto de los injertos vegetales, esas frutas con toda su belleza deslumbrante ya no contienen nada de lo dispuesto por la Madre Naturaleza para la existencia normal de los seres vivos.


En la actualidad estamos muy lejos de sospechar siquiera que cuando cualquier planta es injertada, ya no puede captar el tipo especial de ondas vibratorias de luz del cosmos, fundamentales y necesarias para la vida, entonces es lógico que se produce adulteración en hidratos de carbono, proteínas, grasas y se altera el fondo vital del fruto. Por supuesto que no creemos estas cosas, ni las sabemos, ni las sospechamos. Solo vemos en los frutos las teorías que tenemos metidas en la cabeza, las substancias químicas que se estudian en los laboratorios. Si preguntamos a personas de 60 años la diferencia del sabor de las frutas actuales,
No somos capaces de ver el fruto en sí mismo, “La Esencia en Sí”. Las plantas o árboles, absorben del ambiente ciertas substancias químicas que nos alimentan y si se alteran producen alteraciones metabólicas, por una absorción de luz diferente que modifica el índice de refracción de proteínas, grasas e hidratos de carbono.
ttttt.gif
Cuando el árbol se halla en el estado de pureza original, es claro que tiene las substancias vitales necesarias para la alimentación de los seres vivos, pero cuando su estado original es adulterado, el árbol y el fruto pierden esa capacidad fundamental.




Los injertos vegetales causan gravísimos daños a la raza humana y no son percibidos por los científicos actuales por los cambios que sufren los vegetales en un corto tiempo impiden que los seres humanos se adapten a tales cambios.
jertar es una operación consistente en implantar una rama joven provista de yemas (el llamado injerto) de un vegetal determinado, en una hendidura que se practica en otro vegetal (el llamado patrón o portainjerto), de tal manera que los tejidos de ambos queden en contacto formando una unión los más perfecta posible.
Entre las utilidades de los injertos se pueden citar: revitalizar plantas viejas; multiplicar los brotes sobre determinadas partes de un árbol; modificar el patrón en cuanto a las características de sus frutos o floración; mejorar la resistencia en determinados ambientes; o simplemente asegurar la reproducción de una planta o frutal que nos interesa conservar porque posee alguna característica especial o deseable.

ivvv.jpg

El éxito de un injerto radica en la afinidad de las partes que se ponen en contacto (injerto y portainjerto o patrón), si ambos pertenecen a géneros botánicos muy diferentes es probable que termine en fracaso. Por ejemplo, es posible injertar sobre un patrón de peral silvestre diferentes variedades de peras, y tal vez como mucho nos encontrásemos con algún que otro problema de adaptabilidad al clima del lugar que culminase en una mínima producción de alguna de ellas. Sin embargo, conforme nos vamos desviando del género afín, nos veremos progresivamente con más dificultades para conseguir que el injerto prenda.
Lo primero antes de realizar un injerto es dotarse de una navaja de injertar de acero bien templado y muy afilada para asegurar cortes totalmente limpios. Para realizar el injerto tomamos una parte llamada púa extraída de la planta que queremos propagar, y la introducimos en el portainjertos o patrón de otra planta afín, es decir de la misma especie; en ésta es donde crecerá y se desarrollará normalmente. Para tener éxito, además de algunos consejos que se verán más abajo en los distintos tipos de injertos, hay que tener en cuenta que la púa debe estar en fase vegetativa, y el portainjertos en fase de crecimiento. Es aconsejable utilizar fitohormonas (auxinas) que son hormonas vegetales útiles para acelerar el proceso de soldadura de los injertos.
Existen variados tipos de injertos. A continuación se detallan los más utilizados:
Yema o escudete

El injerto de yema o escudete consta de un portainjertos cortado por su extremo superior, y un injerto de yema de medio centímetro de grosor con algo de corteza, extraído de una rama joven.

El patrón o portainjerto pone las raíces y ofrece una mayor resistencia a suelos malos, calizos, encharchados, con hongos, plagas... depende del patrón que sea.
Los injertos se practican más en árboles que en arbustos, pero en éstos tiene una utilidad grande en diversos casos.
Por ejemplo, en Rosal, puedes hacer el estaquillado pero ese Rosal no será muy resistente a la sequía, ni al exceso de agua, ni al frío del invierno, ni a los Nematodos, ni a los hongos que viven en el suelo (ej. Verticillium) y además vivirá menos años. Resistencia a todas estas características se lo proporciona los patrones usados en el injerto, ya que son mucho más rústicos que la variedad (como patrones se usan Rosales silvestres, el patrón pone las raíces y la copa el injerto). Por eso los Rosales que compramos no se han obtenido por esquejes, sino que vienen injertados en patrones.
Si multiplicas por esquejes tus rosales, te darán flores y demás, pero tienen los inconvenientes citados. Lo ideal: hacer esquejes de un Rosal silvestre e injértarle luego una yema de la variedad que te guste.
3. También, cuando se hacen "rosales en árbol o estándar" (u otros arbustos), lo que se hace es injertar una yema sobre el tronco de otro rosal a una cierta altura del suelo


injerto vegetal
injerto vegetal
essssss.jpg

EEste injerto es bueno sobre todo para injertar material pequeño de 0,5 a 1,5 centímetros de diámetro. Si el patrón y el injerto tienen el mismo diámetro se sueldan con fuerza y rapidez.
Los cortes que se hacen en el patrón deben ser exactamente iguales que los del injerto en la base.
Primero se hace un corte inclinado y limpio de 3 a 6 cm de largo. Cuidar que la superficie en el patrón y en el injerto del corte quede completamente lisa.
Hacer un corte en sentido opuesto en cada una de las superficies cortadas de modo que se forme una lengüeta.
Insertar patrón e injerto con las lengüetas entrelazadas. Es muy importante que las cortezas y las capas de cambium de las dos pares coincidan.
La punta inferior del injerto no debe sobresalir del patrón. Encajados el injerto y el patrón se deben envolver con rafia hasta que se hayan soldado. Cuando llega este momento, cortar la envoltura para que la planta pueda crecer sin impedimentoste injerto es bueno sobre todo para injertar material pequeño de 0,5 a 1,5 centímetros de diámetro. Si el patrón y el injerto tienen el mismo diámetro se sueldan con fuerza y rapidez.
Los cortes que se hacen en el patrón deben ser exactamente iguales que los del injerto en la base.
Primero se hace un corte inclinado y limpio de 3 a 6 cm de largo. Cuidar que la superficie en el patrón y en el injerto del corte quede completamente lisa.
Hacer un corte en sentido opuesto en cada una de las superficies cortadas de modo que se forme una lengüeta.
Insertar patrón e injerto con las lengüetas entrelazadas. Es muy importante que las cortezas y las capas de cambium de las dos pares coincidan.
La punta inferior del injerto no debe sobresalir del patrón. Encajados el injerto y el patrón se deben envolver con rafia hasta que se hayan soldado. Cuando llega este momento, cortar la envoltura para que la planta pueda crecer sin impedimento











¿Qué utilidades tienen los injertos?
1. El injerto es un método de multiplicación que mantiene las características de una variedad de fruta o de planta ornamental. Lo he explicado más arriba. Es decir, que una variedad de fruta de calidad o un árbol con una floración ornamental, si queremos que la descendencia tenga estas características con exactitud, se multiplica por esquejes, acodo o injerto; no por semilla, donde la descendencia suele ser variable.
2. Permite aprovechar las buenas características que aportan los patrones.
El patrón o portainjerto pone las raíces y ofrece una mayor resistencia a suelos malos, calizos, encharchados, con hongos, plagas... depende del patrón que sea. Por ejemplo:

  • Los rosales se suelen injertar sobre un rosal silvestre que tiene raíces mucho más resistentes que las raíces que puede emitir una variedad de flor.
  • O las variedades de melocotoneros se injertan sobre patrones resistentes a los suelos calizos. Así casi todos los frutales.





3. A partir de injertos se pueden obtener plantas más bajitas. Ejemplo típico son los manzanos de porte bajo que han sido injertados sobre patrones enanizantes. Esta reducción del vigor da lugar a una planta que ocupa menos espacio (se pueden plantar más densidad por superficie) y facilita la recolección de frutas.
4. Ciertos patrones provocan un retraso o un adelanto en la floración o fructificación en árboles frutales. Esta característica puede ser interesante comercialmente.


5. Algunas variedades de plantas no es posible multiplicarlas por semillas o son muy difíciles a partir de esquejes. En estos casos se recurre al injerto. Ejemplos: los perales o la variedad Gordal de olivo no hay quien las enraíce por estacas y se injertan.
6. Una aplicación ornamental son los injertos múltiples. Permiten tener en una misma planta flores de distintas variedades o varios tipos de frutas.










7. El injerto también sirve cuando una variedad de fruta ya no es interesante comercialmente. Se puede cambiar por otra injertándola en los árboles existentes sin necesidad de levantar la plantación.
8. El injerto es una opción para rejuvenecer un árbol viejo.
9. El injerto de puente se emplea para reparar cortezas dañadas.
injerto-de-pua.gifagro_injertoyema.gif